George Turklebaum o del muerto y el arrimado…


Esta noticia la he recibido, por segunda vez, el 19 de abril 2008.

Noticias del New York Times
Los directivos de una empresa de publicidad intentan averiguar por qué nadie se percató de que uno de sus empleados estuvo muerto sentado en su mesa, durante 5 días sin que nadie se interesara por él ni le preguntara qué le ocurría.

George Turklebaum, de 51 años de edad, que trabajaba como revisor en una empresa de Nueva York desde hacía 30 años, sufrió un paro cardíaco en la oficina que compartía con otros 23 trabajadores.

 El lunes por la mañana llegó a trabajar, discretamente, pero nadie notó que no se marchó nunca hasta que el sábado por la mañana el personal de limpieza preguntó qué hacía trabajando en fin de semana.

Su jefe, Elliot Wachiaski, declaró: George siempre era el primero en  llegar por la mañana y el último en marcharse por la noche, por lo que a nadie le pareció extraño que estuviera continuamente en su sitio sin moverse y sin decir nada. Era bastante reservado y su trabajo le absorbía.

Un examen post mortem reveló que llevaba muerto 5 días tras sufrir un infarto. 

Así que por favor, de vez en cuando dale un chingadazo en la espalda a tu compañero y pregúntale aunque sea por su pinche abuela. Si no te mienta la madre y ves que se cae de hocico, sospecha que ya se lo cargó la chingada.

MORALEJA… Ni a madres llegues primero, no seas el pendejo que se va al último y no te chingues trabajando demasiado, porque…  A NADIE LE IMPORTA UNA CHINGADA!!!

La vida es como una obra de teatro que no permite ni un pinche ensayo…Por eso, canta, echa desmadre, ríe, baila, ama, mienta la madre de vez en cuando y vive intensamente cada momento de tu vida antes de que el telón te caiga de a madrazo, y la obra termine sin un pinche aplauso……

¡Trabaja para vivir; no vivas para trabajar!!

Pasalo  (sic) a la gente que se parte la madre a lo pendejo trabajando DEMASIADO y sólo  recibe un puto cheque sin recibir ni un pinche gracias por su trabajo…

Asi es la vida para muchos, aunque no pa todos

 

La noticia circula -dicen- desde diciembre del 2000 y lo más probable es que sea una tomadura de pelo, broma, jalada y otros tres sinónimos que no voy a reproducir aquí. Para eso está Adela Micha.

La historia original sitúa a George Turklebaum en Birmingham, Inglaterra y el diario Sunday Mercury en su sección Crazy Worlds lo publicó el 17 de Dic del 2000, aunque unos días antes el diario The Guardian y la BBC de Londres los publicaron, sin entrar en detalles.

Esta historia fue luego transcrita por otros diarios, incluido el London Times; esto llamó la atención de mucha gente y una gran cantidad de correos cuestionando la nota llegaron a los diarios locales de Birmingham, ALABAMA (USA). 

Como sabemos, para los gringos no hay más que “su América”.

En respuesta, en enero 2001 el Sunday Mercury publicó una nota asegurando que la nota era verdadera e indicaba que el caso “no era tan extraño como cualquiera pensaría“. Me pregunto en que se basarían para aseverar tal cosa.

El 6 de Noviembre del 2006, Barbara y David P. Mikkelson, investigadores sobre folclor urbano gringo, en su sitio en Internet  publicaron lo siguiente:

1.- Suponiendo que el caso hubiera ocurrido en New York, no hay reportada en diarios de esa ciudad ninguna noticia al respecto en esas fechas.

2.- La noticia sitúa el hecho en New York pero los diarios que la publicaron originalmente son de origen Inglés.(No es lo mismo Birmigham, Inglaterra que Birmigham, Alabama, USA).

3.- La identificación del empleador de Turklebaum es indefinida, lo suficiente como para no poder confirmar la noticia.

4.- La fuente del Sunday Mercury fue una estación de radio neoyorquina, lo cual no es  la más fiable de las fuentes.

5.- El mismo diario Sunday Mercury indica que la policía no pudo confirmar la historia.

6.- Un vocero del New York Medical Examiner (servicio forense de NY) no pudo confirmar la muerte de nadie llamado Turklebaum entre 1999 y 2000.

7.- Una búsqueda de número de Seguro Social con el nombre de Turklebaum no arrojó ningún dato al respecto.

8.- El proceso de descomposición de un cadáver es tal que no pasaría desapercibido cinco días a menos que fuera en un sitio perfectamente sellado en un área alejada del personal.

Al respecto David Emery, investigador de leyendas urbanas indica:

“Forenses dicen que a los tres días que muere una persona el cuerpo muestra signos de descomposición como hinchazón, decoloración, salida de líquidos y el distintivo olor a muerte. “

Si a rumores y aseveraciones sin fundamento vamos, yo diría lo que decía la Abuela… Si “el arrimado y el muerto a los tres días apestan”, ¿Porqué Turklebaum no? 

Para más, esta es una Noticia reciclada, por ejemplo:

En 2001 el rumor convirtió al fallecido Turklebaum en “un Geólogo del Calgary, Alberta”.

En enero del 2004, un periódico finlandés publicó una noticia muy similar solo que en su versión se trataba de “un oficial de la Oficina de Impuestos” quien fue hallado en igual circunstancia dos días después de morir.

El martes 1 de Marzo del 2005, Eliseo Alberto (laruedadentada@yahoo.com) en La Crónica de Hoy (México)  relata, imaginaria y casi literariamente, este hecho dándolo ¿porqué no?  como cierto. Total, no pasa nada. Es solo una anécdota y nada más.

Por ahí dijo alguien que “Noticias extraordinarias requieren de pruebas extraordinarias

Para acabar pronto; hay que ir a la fuente, y así lo hice; al New York Times. En su sitio web busqué al famoso Turklebaum y lo único que encontré, en lugar de la famosa noticia de la muerte de Turklebaum fue un cometario firmado por Pamela Licalzi O´Connell del 6 de septiembre del 2001, en donde ella, que trabaja en el New York Times, duda de la anécdota y se queja de recibir de cuando en cuando la misma cadena de correo.

 

The New York Times

The New York Times - 6 de Septiembre 2001

 

 

Este es el “texto original” de la noticia que circula por correo electrónico:

Subject: Fw: Look out for your coworkers

In the Birmingham Sunday Mercury (7th Jan 2001):

Worker dead at desk for 5 days

Bosses of a publishing firm are trying to work out why no one noticed that one of their employees had been sitting dead at his desk for FIVE DAYS before anyone asked if he was feeling okay.

George Turklebaum, 51, who had been employed as a proof-reader at a New York firm for 30 years, had a heart attack in the open-plan office he shared with 23 other workers. He quietly passed away on Monday, but nobody noticed until Saturday morning when an office cleaner asked why he was still working during the weekend.

His boss Elliot Wachiaski said: “George was always the first guy in each morning and the last to leave at night, so no one found it unusual that he was in the same position all that time and didn’t say anything. He was always absorbed in his work and kept much to himself.”

A post mortem examination revealed that he had been dead for five days after suffering a coronary. Ironically, George was proofreading manuscripts of medical textbooks when he died.

… You may want to give your co-workers a nudge occasionally. 

Y esta es la nota aparecida en el Weekley World News  el 5 de diciembre del 2000.

 

Weekley World News  - 5 de Diciembre ,2000.

Weekley World News - 5 de Diciembre ,2000.

 

 

¿Qué pienso sobre esto?

(¿a alguien le importa?)

Lo que de cierto creo es que vale más trabajar una vez bien, que tres veces mal.

Un buen trabajador no es el que trabaja mucho, sino el que trabaja bien.

Estoy de acuerdo en que hay que trabajar para vivir y no vivir para trabajar…

Vivir para trabajar es lamentable, sobre todo cuando el resultado es ineficiente y el trabajo mismo no es estimulante. 

Me permití desmadejar la “moraleja” incluida en el mensaje, pues no coincido del todo con ella.

Estoy de acuerdo con la parte que dice:

La vida es como una obra de teatro que no permite ni un ensayo…Por eso,
canta, hecha desmadre, ríe, baila, ama y vive intensamente cada momento de tu
vida antes de que el telón te caiga y la obra termine sin un aplauso……

… aunque eso de “sin un aplauso“, pues ya depende de quién escribe, quién actúe y quién acuda a la obra.

Escrito así, me parece que lleva una buena dosis de “soy-un-perdedor” o “andaba-en-mis-días-cuando-lo-escribí”.

Dice la moraleja:no llegues primero“…

¿Porque carambas no?.. Yo creo que sí se vale.

Si llegas primero y haces lo que debes, como debes y cuando debes, no hay razón para que salgas tarde de trabajar o después que los demás.

Llegar primero debe ser a garantía para irse a la hora adecuada y con toda satisfacción… aunque el Jefe se quede.

Si el Jefe se queda, que te valga gorro; algo hizo mal, algo no hizo o algo debe de hacer.

Es SU Bronca, no tuya… mientras no te la herede.

No seas el último en irte

Otra vez ¿Porqué no?

Yo creo que ocasionalmente sí se vale irse al último, pero siempre y cuando sea estrictamente indispensable y no se convierta en una costumbre. 

Si se convierte en una costumbre, ya valiste… o estás haciendo mal tu trabajo o necesitas ayuda.

“No trabajes demasiado” dice el mensaje; no sé si estoy de acuerdo; Yo diría, “trabaja lo necesario; no más, pero no menos.”

Si te alquilaste por una jornada de ocho horas, pues trabaja ocho horas y no diez, pero tampoco cinco.

Si nada te hace falta, no trabajes; si te faltan muchas cosas, trabaja mucho; si eres político, no te preocupes, alguien trabajará por ti, solo te costará recibir mentadas de madre, pocas o muchas, tarde o temprano.

“… Porque a nadie le importa”;  otra dosis de la vena perdedora de quien escribió la moraleja.

Es un hecho que a tu Jefe le importa tu trabajo, a menos que sea un jefe castrante que te pone a hacer tareas sin razón por hacer valer su poder o que sea muy tarugo y pida cosas que ni él entiende.

Seguro que a tu familia le importa tu trabajo, a menos que solo vean el cheque que llevas a casa, sin ver lo que haces para llevarlo.

Y en el peor de los casos, a ti te importa ¿o no?, a menos que trabajes si saber porqué o para qué, o estés sobrando en la organización.

Si hay una sola persona que alguna vez haya agradecido tu esfuerzo o el resultado de tu trabajo, a esa persona sí le importa tu trabajo.

Es entonces cuando el cheque -y tu trabajo- llevan valor agregado.

 

Lo anterior salió de aquí y de mis dos neuronas que dormitaban esta noche.

http://urbanlegends.about.com/library/bl_george_turklebaum.htm

http://www.snopes.com/horrors/gruesome/fivedays.asp

http://urbanlegends.about.com/cs/horrors/a/turklebaum.htm

http://news.bbc.co.uk/2/hi/europe/3410547.stm

http://www.cronica.com.mx/nota.php?id_nota=169361

http://query.nytimes.com/gst/fullpage.html?res=9905E0D61539F935A3575AC0A9679C8B63&n=Top/Reference/Times%20Topics/People/C/Carlin,%20George&scp=1&sq=George%20Turklebaum&st=cse&scp=1&sq=turklebaum&st=cse

4 comentarios

  1. Te agradezco mucho que hayas permitido a tus dos neuronas redactar tan sesuda investigación😉 Una amiga a la que quiero mucho me mandó esto, lo leí (por cierto ya convertido a Venezuela) y como me pareció extraño pues he invertido cerca de 30 minutos en enterarme a fondo de esto… confío en que no haya sido tiempo perdido (y dile a mi jefe que lo recuperaré antes de irme!!)

  2. Estimado Juan Carlos, gracias por pasar por acá y dejar tu huella.
    Estoy seguro que tus treinta minutos invertidos en esta lectura sí son tiempo perdido, pero solo si no aprendiste algo.
    Al menos ahora sabes que tengo dos neuronas somnolientas y una pésima redacción.
    Con un cordial abrazo hasta Caracas, Venezuela.
    Oz.

  3. Hola, muchas gracias por este artículo y por toda la recopilación de información que hiciste.
    A mí personalmente me gusta mucho desmitificar leyendas urbanas, y tu artículo me ayudará mucho para ellmandárselo a una “amiga” que no deja de mandar cuanta mamada ve en el internet como si fuera cierta.

  4. Y es que el personaje no tenía familia o amigos, cómo alguien no va a volver de su trabajo durante cinco días y su mundo cotidiano no se va a alterar?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: